frases

viernes, 13 de septiembre de 2013

Crítica de «Darwin. La Evolución de la Teoría» de Jordi Bayarri

Hace unos meses llegó a mi buzón un paquete muy interesante. En su interior había dos tomos delgados y en formato horizontal, premio por mi participación en un mecenazgo. Esos dos cómics tenían un título realmente interesante. Ambos con el mismo estilo, un nombre propio y una frase autoexplicativa. Ambos con guión y dibujo de Jordi Bayarri, y son los dos primeros cómics de la serie Colección Científicos, uno de los cuales se presentará esta misma tarde en la Fnac de San Agustín, en Valencia.

El primero de los publicados, del cual hablaré hoy, era «Darwin. La Evolución de la Teoría». 

Lo primero que veo es una portada impecable. Una encuadernación de calidad, y un limpio dibujo de un joven Darwin oteando el horizonte en la proa del Beagle. Abriendo el ejemplar, me doy cuenta de que el papel también es de buena calidad. Grueso y con un toque lustroso, levemente satinado. 

Sin ser yo un experto en dibujo, puedo decir poco acerca del mismo. No obstante, me atreveré. 
El estilo del dibujo me gusta. Me da una sensación de limpieza; son trazos simples y claros, redondos, sin adornos ni extras. Los colores son muy naturales, las viñetas no están excesivamente recargadas, y los fondos son en algunos casos, espectaculares.

Los personajes son muy expresivos.  Es una de las cosas que más me llamó la atención cuando realicé la primera lectura. Puedes saber lo que el personaje está pensando, pese a los diseños sencillos. Es fácil notar el mareo de Darwin cuando su profesor de medicina da su primera clase magistral, el cabreo que se coge cuando descubre a los esclavistas, o la ilusión que le inunda cada vez que encuentra un nuevo escarabajo que no había visto antes.

También es remarcable el trabajo de la Doctora en Historia de la Ciencia, Tayra María Carmen Lanuza Navarro, quien se encargó de la supervisión histórica y científica. No he hallado errores en la historia, ni anacronismo alguno. Enhorabuena.

El comic, de forma general, es muy didáctico sin perder su punto divertido. Tiene varios toques de humor, sin olvidar la seriedad y el rigor. Especialmente dirigido para los más pequeños, es una lectura amena, que muestra de forma muy adecuada y sencilla cómo funciona el método científico, y cómo Charles Darwin lo utilizó para formular la famosa teoría científica.

En cuanto a los aspectos negativos, sólo puedo decir que me parece una obra demasiado corta, aunque tal vez sea influencia de la edad: yo no soy el objetivo de este cómic. No es que cuente poca historia, sino que los diferentes episodios de la vida de Charles vienen y se van de una forma un poco, no sé, atropellada. Tal vez hubiera disfrutado más si hubiera más conexión entre un episodio y el siguiente.

La segunda obra nada tiene que envidiar a la primera. Se trata de «Galileo. El Mensajero de las Estrellas», que salió al mundo gracias a aquel proceso de mecenazgo antes mencionado; y sobre el cual poco se puede añadir a lo ya dicho.

No puedo decir mucho más. He leído ambos cómics cuatro veces, y me sigue gustando. Y eso que yo no soy un aficionado lector de este tipo de obras. Yo, por mi parte, ya he incluido a mi blog-roll el sitio de Colección Científicos.

---

Desde Curiosa Biología, le deseo lo mejor a Jordi Bayarri, espero que la Colección Científicos sea grande y próspera, y que Newton, y «La Gravedad en Acción» no se hagan esperar. Y si necesitas ayuda, o cualquier cosa que esté en mi mano, y en relación a temas sobre los que yo pueda controlar, aquí me tienes sin lugar a dudas, mientras espero ansioso a ver si te decides por hacer uno de Carl Sagan (guiño, guiño).

Además, tengo que aplaudir imperiosamente, por atreverse a divulgar aspectos de la ciencia en un momento tan complicado como éste. Es mucho el valor que hay que tener, y en mi opinión, es envidiable el resultado. Enhorabuena, Jordi.

Yo solo espero que cuando yo tenga algún cachorro de homínido, éste pueda aprender el sueño de su padre con tan magníficas herramientas como las que nos brinda Bayarri.

Y a mis queridos lectores, si os habéis quedado con ganas de leer estas obras, estáis de suerte. Si vivís cerca de allí, os animo a acudir esta misma tarde (13 de septiembre) a las siete a la presentación de «Galileo», que se realizará en la Fnac de San Agustín, en Valencia. Un servidor está muy lejos de poder acudir, pero desde León os deseo lo mejor. Y a ver cuándo os pasáis por estas frías y norteñas tierras.

Y para todos aquellos que, como yo, Valencia os pilla un poco a desmano, no os preocupéis. La aplicación para dispositivos Apple es gratuita, incluye totalmente gratis el tomo de Darwin completo, y el de Galileo está disponible para descargar y a un precio realmente bueno.

No me cabe ninguna duda. Es algo que recomiendo a todos los amantes de la ciencia.


0 contribuciones:

Publicar un comentario en la entrada

No se permiten comentarios anónimos. Considero que el anonimato busca proteger la libertad de expresión de quienes se verían amenazados si se supiera su identidad, y fuera de ese contexto, carece de sentido.

Sé respetuoso con la gente que aquí escribe. Actitudes agresivas e insultantes serán eliminadas. Luego no me vengas diciendo que censuro.

Ten siempre en cuenta que en esta casa se siguen unas normas básicas del debate. Si no cumples con esas normas se considerará que no estás debatiendo y serás tratado como un troll.


Códigos para comentarios:
Negrita: <b> Tu texto </b>
Cursiva: <i> Tu texto </i>
Enlace:<a href="http://www.pagina.com"> Texto explicativo </a>
Gracias por comentar.