frases

martes, 13 de noviembre de 2012

Novedades sobre Ginkgo

Hace un año, cuando aún hacía aquello de "la planta del mes", en noviembre de 2011 colgué un artículo sobre Ginkgo biloba, una planta originaria de China, con un rico contenido en flavonoides, que presumiblemente tenía ciertas propiedades medicinales.

Una serie de artículos publicados hace no mucho en la revista JAMA y The Lancet por lo visto, parecen indicar lo contrario.

Después de leer detenidamente dichos artículos, así como los artículos publicados anteriormente (citados en la entrada antes mencionada), he encontrado una conclusión bastante clara en relación a la especie Ginkgo biloba y las propiedades de sus principios activos.

Básicamente…

  • Los flavonoides efecto vasodilatador, lo que favorece en cierta medida la circulación. Presenta efectos medibles en la prevención de la aparición de varices y otras afecciones similares
  • Pero carece de actividad farmacológica sobre la prevención o el retraso de la aparición de enfermedades como Alzheimer o Parkinson, siendo en estos casos particulares, igual de efectivo que un placebo.
Es raro que este tipo de cosas sucedan –que unos estudios contradigan otros– y supongo que aún habrá que repasar adecuadamente los datos, pero la ciencia avanza, y probablemente se haya encontrado algún tipo de fallo en los estudios previos que han podido solventar en el presente estudio citado. 

Por supuesto, esta planta tampoco tiene muchos de los efectos que se le han atribuido por ignorancia, como que fuera bueno para el reuma o anticancerigeno. Ningún estudio ha demostrado, nunca, que esos efectos sean ni siquiera posibles.

He aquí un claro ejemplo de aquella frase que Carl Sagan dijo una vez:
«En la ciencia suele ocurrir que un científico diga: `Es un buen argumento, yo estaba equivocado´, cambie de opinión y desde ese momento no se vuelva a mencionar la antigua posición. Realmente pasa. Aunque no lo frecuentemente que debería ya que los científicos son humanos y el cambio es a veces doloroso. Pero ocurre cada día. No recuerdo la última vez que algo así pasó en política o religión.»
En los estudios publicados en The Lancet y JAMA, acaba de ocurrir. Y los antiguos defensores de la idea de que Ginkgo fuera bueno para prevenir el Alzheimer tendrían a bien, como estoy haciendo yo, reconocer el error de su antigua posición a la luz de las evidencias empíricas presentes.

2 contribuciones:

Anónimo dijo...

Hola, padezco una enfermedad relacionada con la circulación periférica. Y el Ginko es de la pocas cosas que me alivia los síntomas. Así que algún efecto benefecioso tiene que tener. Saludos.

Vary Ingweion dijo...

Hola, anónimo.

Los flavonoides del ginkgo son vasodilatadores. Tal vez eso tenga que ver. ¿Te has leído el artículo?

De todos modos, un caso aislado no es ninguna evidencia de que funcione. Mucha gente cree que la homeopatía les funciona, y eso no significa que de verdad funcione.

Publicar un comentario en la entrada

No se permiten comentarios anónimos. Considero que el anonimato busca proteger la libertad de expresión de quienes se verían amenazados si se supiera su identidad, y fuera de ese contexto, carece de sentido.

Sé respetuoso con la gente que aquí escribe. Actitudes agresivas e insultantes serán eliminadas. Luego no me vengas diciendo que censuro.

Ten siempre en cuenta que en esta casa se siguen unas normas básicas del debate. Si no cumples con esas normas se considerará que no estás debatiendo y serás tratado como un troll.


Códigos para comentarios:
Negrita: <b> Tu texto </b>
Cursiva: <i> Tu texto </i>
Enlace:<a href="http://www.pagina.com"> Texto explicativo </a>
Gracias por comentar.